10th, October w/ an epic Russian Red

10/21/2012

Comentarios llamativos y expectativas sublimes acerca del concierto de Lourdes Hernández o más conocida a nivel internacional como "Russian Red". Leyendo, como propiamente hago antes de ir a cualquier concierto, me informé o más bien cotilleé de lo que podría llegar a ser una noche épica. Una mezcla explosiva: "Russian Red" cantando éxitos de "The Beatles". Wow ¿no? Pues la verdad por muy increíble que parezca... No, de 'wow' nada. 

21:00h Apertura de puertas del Sant Jordi Club. Por motivos personales, básicamente porque estaba cayendo la del pulpo y tuvimos que subir en taxi desde plaza de España, llegamos un poco más tarde y a eso de las 21:30h ya estábamos por allí.
Tal y como indica en la web o en las entradas, el concierto empezaba a las 21:45h... Algo gracioso hacia mi persona puesto que creo que todos los de allí presentes, eramos conscientes de que eso empezaría a las 10pm, como así fue. 
Tras unos 10 minutos de pruebas de humos y comprobación de instrumentos, salieron cuatro al escenario: Álex Ferreira, por lo visto el invitado estrella para la gira, dos de los componentes del grupo y la misma pelirroja. Lourdes salió con su magnífica "Gibson, Les Paul" con brillantes plateados, adorada por mi persona, y con un vestido a lo rollo vintage con un color aproximándose al burdeos, muy pero que muy bonito. Magnífica excepto por una cosa... Su cara. Me llamó mucho la atención mientras se presentaba con un "bona nit", buenas noches en catalán, el hecho de que su rostro estaba muy... Demacrado. No quiero que suene muy brutesco pero incluso no pude evitar el soltar algún que otro comentario al respecto porque de verdad me dejó algo inquieta.
Tras la colocación de los artistas en sus lugares específicos empezaron con la música. 
La verdad algo llamativo desde mi punto de vista fue, que creo que tocaron alrededor de cinco o seis canciones de "The Beatles" de las cuales de ellas tan sólo fui capaz de reconocer un par o tres. Las más conocidas por mí no las tocó, aunque una de las reconocidas fue "All my loving" la única que de verdad me llamó la atención con su correspondiente percusión. 
Tal vez pueda excusarme con el hecho de que parecía, otra vez, que era la más joven que asistía al concierto y que obviamente el hecho de que "The Beatles" no fueran de mi generación se me hiciera más difícil para reconocer sus canciones, pues oye... Puede que sea por eso, pero por lo que vi la gente de mi alrededor, excepto los cuatro fanáticos del grupo inglés que iban con sus correspondientes camisetas (como buenos fans), los demás nos quedamos un poco inquietos. Ni 'help', ni 'let it be', ni 'hey jude', ni 'yellow submarine', ni muchas canciones con más prioridad de las que escuché esa noche, sonaron, pero al fin y al cabo yo no escogí la lista que sonaría esa noche.
La verdad una cosa que no me gustó mucho, fue el cambio que hizo "Russian Red" en las canciones, a nivel melódico. Las canciones de "The Beatles" tal vez sean conocidas por su rollo pop/rock de los 60s/70s... Lo que sonó el viernes pasado eran versiones cambiadas al estilo "indie folk" actual. Algo nuevo para mí, seguramente por eso no me agradó mucho. Aunque he de reconocer que la voz de "Russian Red" seguía dejando a todos sin palabras, porque obviamente esta mujer tiene un gran talento en su trabajo, su voz es inimitable.
Tras finalizar el conjunto de canciones, unos 50 minutos después de empezar el concierto, la banda se retiró para volver y cantar tres canciones suyas. De las cuales sonaron 'Tarantino', 'Loving Strangers' y otra más de la cual creo que moriré con la intriga por saber su nombre, ya que no fui capaz de identificar. 

Tal vez por el hecho de ser canciones versionadas al indie, el hecho de que sonaran algunas que no conocía, el aspecto que me transmitía Lourdes (la cual por lo visto acababa de llegar de China, por su anterior gira y su cara era 'jet lag' total), el par o tres de veces en las cuales guitarrista, vocalista y bajista perdían el compás y se perdían en la canción o simplemente el mal tiempo, hicieran que viera las cosas de una forma más negativa... No me acabó de convencer el concierto que nos proporcionó, aunque puedo agradecer que la asistencia por mi parte fue gratuita y no me sentí tan mal. Espero, que en la gira de su próximo disco, Russian Red haga cambiar la imagen que me dio el pasado viernes, porque si no, me temo de que fue el primer concierto y será el último. 

You Might Also Like

0 comentarios