Despierta y no tengo alas

6/12/2012

Una sonrisa perfecta, una voz que te alumbra por su tono de melodía mañanera, la exactitud en su control a la hora de decir algo, el remordimiento en el estómago que se te queda después de una charla así con esa persona. Es todo tan rápido que esos segundos en los que lo vives así, son tan intensos y bonitos, que llegan a dejar atónito y confuso. Creo que vivir algo así es fantástico, pero todo es tan imperfectamente efímero que ya casi ni lo recuerdo...

Mi razón por la que pienso que la perfección no existe es porque yo soy imperfecto, y no me gusta perder nunca en los juegos que hace la vida. Sé en qué fallo, pero mi orgullo el cual también es destacable no dejará que cambie; y se lo agradezco. 
Tengo pocas cosas claras en mi momento, el que ahora vivo... Aún así tengo muy presente que lo que pueda llegar a decir alguna vez, es precisamente calculado. Porque si no se sabe ahora, yo soy frío hasta el punto de jodernos.

You Might Also Like

0 comentarios